Remando en la misma dirección

Imaginemos que vivimos en el mar y todos vamos en el mismo barco, hemos de remar todos en la misma dirección o naufragaremos y estoy aseguraría que nadie quiere ahogarse y que este viaje todos lo queremos hacer lo mejor posible.

En este barco vamos padres y profesores y no siempre remamos en la misma dirección, debemos hacerlo por el bien de los alumnos ya que son ellos los principales receptores de esta situación. Para ello daremos unas pautas de remo para que nuestros hijos no naufraguen.

148remar

  • Debemos confiar en los profesores, ellos quieren lo mejor para sus alumnos. No todos los profesores son brillantes ni enseñan de igual modo, pero el objetivo de todos ellos es que sus alumnos aprendan en un ambiente de ilusión, alegría y sobre todo de buenos propósitos.
  • Los padres deben tener claro cuáles son las funciones del profesor, a veces los padres pretenden que los profesores hagan lo que ellos dicen, como deben calificar los exámenes, cuántos temas entran en cada evaluación, si les ponen muchos deberes e incluso los podemos oír hablar en plural como si ellos mismos asistieran a las clases, “hoy tenemos examen de Lengua” “hemos sacado un notable en matemáticas” “hemos tardado mucho en hacer los deberes” son frases que podemos oír en boca de los propios padres.
  • En el colegio los niños deben cumplir las normas que marque el mismo y en casa las que marquen los padres que no deben diferir mucho: respeto, responsabilidad, obediencia, empatía, asertividad ya que se pretende que alcancen un mismo objetivo, una buena educación.
  • Padres y profesores deben mantener una comunicación activa; a veces los padres cuando los hijos llegan al instituto olvidan la comunicación con los profesores porque creen que no es necesario; en mi opinión hasta que termina el instituto los padres deben mantener conversaciones con el profesorado. Por experiencia propia os diré que no hay nada que defraude más que ver como los padres de algunos alumnos no aparecen durante todo el curso y si lo hacen es porque el alumno ha suspendido alguna asignatura y entonces van a quejarse.
  • Los padres deben tener mucho cuidado con los comentarios que hacen en casa sobre los profesores, nunca deben hacerlo en presencia de los hijos sobre todo si son comentarios despectivos.
  • Deben enseñar a sus hijos a ser responsables, llevar todo el material a clase, si llevan uniforme que vaya en su mejor estado respetando las normas del Centro Educativo, cumplir las normas del Centro, no utilizar los móviles en clase, etc.
  • Y sobre todo y para que este barco no se balancee demasiado con el peligro de voltearse recuperar el prestigio del profesor. Dejemos ya de pensar que los profesores viven como nadie, un profesor no tiene horas determinadas de trabajo: en horario escolar imparte sus clases, fuera de éste corrige exámenes, prepara actividades, hace seguimiento de sus alumnos, prepara actividades extra y muchas cosas más.

Reflexión: ya veis que este barco se puede hundir en cualquier momento, depende de vosotros los padres y por supuesto también de los profesores que se mantenga a flote, por el bien de los alumnos debemos remar sincronizados y a buen ritmo. Nos vemos

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: